Ladislao José Biro, padre del bolígrafo

¿Quieres saber todo sobre el bolígrafo?

Seguro que sabes de sobra lo que es un bolígrafo, puede que además sea uno de tus inseparables de día a día; pero tal vez sepas menos de él de lo que piensas. ¿Sabías que también puede llamarse esferográfica, birome, lapicero o pluma atómica? ¿Sabes quién lo inventó y por qué? O ¿Cuántas partes lo componen? Pues si ya te hemos levantado la curiosidad, quédate; Animadores Fiestas infantiles te pone al tanto de todo lo que se refiere al bolígrafo.

Lo inventó el periodista húngaro Ladislao José Biro; porque estaba cansado de mancharse constantemente al salirse la tinta de su pluma estilográfica; revolucionando así la manera de escribir a mano desde entonces. Hoy Google presenta en su ‘doodle’ a este periodista con alma de inventor; ya que es 29 de septiembre y se cumplen 117 años de su nacimiento. Biró (Hungría, 1899 – Argentina, 1985) llegó a patentar 32 inventos; entre los que destacaban una máquina de lavar la ropa, una caja de cambios automática; o un perfumero, pero su obra maestra fue sin duda el bolígrafo.

Ladislao José Biró y su invento el bolígrafo

Ladislao José Biró y su invento el bolígrafo cambiaron la forma de escribir a mano de medio mundo; algo que él como escritor de reportajes demandaba. Este periodista de profesión, nacido en Budapest, sacó adelante su proyecto de pluma antimanchas en Argentina. En este país al bolígrafo se le sigue llamando birome; una marca que surgió de la mezcla de su apellido con el de su socio, Meyne. Hoy 29 de septiembre se cumplen 117 años de su nacimiento; y es un buen día para recordar cómo creó su invento estrella, pero no el único. Estando en Hungría sufría cada vez que tenía que escribir algún reportaje con su pluma estilográfica.

Era un martirio para él que se le atascara en mitad de un texto importante; o que la tinta húmeda le manchara la mano. Así que junto a su hermano, Georg Biró, logró inventar una tinta con un trazo más fluido y uniforme; ideal para la escritura a mano porque se secaba al momento. El problema estaba en que no era apta para las plumas de la época. Parece inconcebible hoy en día que algo tan esencial como el bolígrafo tuviese tantos problemas para su comercialización; al ser una herramienta básica para todos nosotros, mayores y niños. Se utiliza incluso en los talleres de creatividad para inventar cosas usando sus diferentes partes.

bolígrafo

¿Cómo inventó y comercializó el bolígrafo?

Se le ocurrió crear otro utensilio diferente a la pluma cuya pieza clave sería una bola pequeña que iría en la punta del bolígrafo. Su imaginación y experiencia con las plumas estilográficas, unidas al uso de la ciencia de su hermano, químico de profesión, dieron como resultado este invento.

Inspiración para crear el invento

Su rumoreó mucho con que la inspiración para crear el invento le llegó al ver a unos niños jugando con una pelota entre charcas de agua. El balón al salir rodando del agua dejaba tras de sí un trazado recto y uniforme, un sistema que resolvería su problema. Aunque el aseguró que su inspiración fue el rodillo de la imprenta de la revista en la que trabajaba, que era capaz de imprimir sin manchar de tinta, por ello buscó cómo podía reproducirlo para el uso manual.

La comercialización de su invento

Ahora nos parece el invento perfecto y algo sin lo que no podemos trabajar o estudiar, pero en su momento, Biró se encontró con muchas negativas para la comercialización de su invento. La mayoría de los empresarios preguntaban que para qué servía esa bolita o por qué alguien dejaría de usar la pluma, sin embargo el periodista nunca desistió. El bolígrafo se patentó en Hungría en 1938 tras un encuentro fortuito con el presidente de Argentina Agustín Pedro Justo. Ambos estaban en una playa yugoslava y el mandatario quedó fascinado con el aparato que utilizaba Ladislao para escribir. Éste le contó las dificultades que tenía para producirlo en masa y el presidente argentino le invitó a ir a su país para llevar a cabo su sueño.

El húngaro rechazó la invitación de ir a Argentina en un primer momento, pero en el inicio de la Segunda Guerra Mundial hizo que aceptara la propuesta y marchó en 1940 con su hermano y su socio Juan J. Meyne. Ese mismo año crearon la compañía Biro Meyne Biro y unos años más tarde ya lanzaron al mercado el bolígrafo, cuyo nombre comercial era Birome, un acrónimo de Biró y Meyne.

bolígrafo

El bolígrafo, todo un hito en Argentina

Desde el inicio de su comercialización, el bolígrafo fue todo un hito en Argentina. Era un producto que atraía a la gente por tener la tinta indeleble siempre cargada, secarse en el acto y permitir hacer muchas copias en papel carbónico. Este invento no solo cambió la forma de escribir entonces, sino que hoy en día sigue siendo el principal utensilio que usamos para escribir. En Argentina, ha sido algo tan importante que el 29 de septiembre, día en que nació Ladislao José Biró, es el “Día del inventor”. 

Esperamos que os haya gustado esta historia de dónde viene el bolígrafo; que es el reflejo de que nosotros mismos podemos cambiar las cosas si nos lo proponemos. Si algo nos hace falta o no nos gusta, siempre podemos cambiarlo nosotros mismos. ¡Desde Animadores Fiestas infantiles os proponemos que nos comentéis acerca de este tema!

Comentar

*

He leído y acepto vuestra Política de Privacidad

¡Llámanos AHORA!
911 369 173